Lunes 6 de Febrero de 2023Actualizado 18:38

El 20 de marzo de 2016

Tiempo de lectura: 03:38
|||

Ocho de cada diez riojanos nota algún síntoma cuando llega la primavera

Pueden aparecer también otros síntomas como la desgana y apatía, la dificultad para conciliar el sueño, la somnolencia diurna,  la irritabilidad y el nerviosismo.

Pólen

EP

Una de cada cuatro riojanas sufre falta de energía al llegar la primavera, según una encuesta de la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación (SEDCA) en esta comunidad.

Los hombres riojanos notan menos que ellas éste y otros síntomas asociados a la llamada astenia primaveral, como el cansancio, la falta de concentración, la somnolencia o el dolor de cabeza. Para combatirlos se recomienda, entre otros, seguir una dieta sana y equilibrada, descansar bien y realizar un desayuno completo y energético, que se puede suplementar con preparados farmacéuticos de jalea real, el alimento de las abejas.

En total, ocho de cada diez riojanos nota algún síntoma cuando llega la primavera. "Esta fase de decaimiento físico e intelectual ocurre durante las primeras semanas y es debida a una alteración de los ritmos circadianos que cambian la producción de endorfinas, serotonina, melatonina y otras sustancias del sistema nervioso", explica el doctor Miguel Martín Almendros, coordinador del Grupo de Trabajo de Fitoterapia de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN).

Es un trastorno adaptativo, "que tendrá lugar hasta que el organismo se autorregule y acomode al nuevo entorno", subraya. Además de los ya mencionados, pueden aparecer también otros síntomas como la desgana y apatía, la dificultad para conciliar el sueño, la somnolencia diurna,  la irritabilidad y el nerviosismo.

El cambio de hora también puede provocar sensación de cansancio o falta de energía y concentración. De hecho, según la encuesta de la SEDCA, cerca del 30% de los riojanos lo notan. "Esto es debido al mayor número de horas de luz y al ascenso de temperaturas", indica el doctor Martín Almendros.

Entre las recomendaciones para combatir la astenia primaveral se encuentran, entre otros, seguir una dieta equilibrada y rica en antioxidantes como los que aportan las frutas y verduras, descansar bien y mantener unos horarios regulares, y realizar las cinco comidas diarias, en las que no puede faltar el desayuno, "puesto que es la más importante del día, debe aportar el 25% de toda la ingesta diaria", indica Rosa García Alcón, secretaria científica de la SEDCA.

El desayuno "va a permitirnos tener más energía durante el día y poder desarrollar las actividades cotidianas en condiciones", asegura. Una investigación publicada en el último número de The American Journal of Clinical Nutrition concluye que el desayuno conduce a una mayor actividad física durante la mañana. Asimismo, una reciente revisión de estudios publicada en The Proceedings of The Nutrition Society confirma que su omisión puede reducir las actividades cotidianas y el rendimiento en el ejercicio físico durante todo el día.

Sin embargo, según estimaciones de la SEDCA, una de cada cinco personas no desayuna a diario y más de la mitad de los desayunos no se componen de los alimentos necesarios. "Solo el 20% incorporan fruta o cereales", apunta. Para que sean energéticos y completos deben incluir todos los grupos de alimentos, es decir, "hidratos de carbono, como el pan o los cereales; proteínas, como los lácteos, fiambre de pavo o huevos; lípidos, como puede ser aceite de oliva; así como vitaminas y minerales, como los que aportan las frutas", afirma.

Esta nutricionista también aconseja "consultar con el farmacéutico la posibilidad de incorporar suplementos dietéticos como los de jalea real, que, por sus componentes, pueden resultar muy útiles para aportarnos energía".

JALEA REAL COMO APORTE ENERGÉTICO

Cerca de la mitad de los riojanos encuestados utiliza jalea real en las épocas en las que sienten más cansancio o falta de energía, según la encuesta de la SEDCA. Es alimento de las abejas reina que se elabora "en las glándulas submaxilares mezclando miel, néctar y agua con saliva y hormonas", señala Alexandra Hermosilla, especialista en Dietética en La Rioja.

En forma de preparados farmacéuticos "permite estimular las defensas, aportar energía, reducir la sensación de fatiga, incrementar la resistencia física y mental, además de otros beneficios", indica. Cuatro de cada diez andaluces valoran que los complementos nutricionales de jalea real tengan un aporte extra de vitaminas, el 31% que sea de cultivo ecológico y un 17%  que no tenga azúcar.

Este complemento nutricional se compone de vitaminas A, B, C y E, minerales y oligoelementos (fósforo, selenio, hierro, cobre, calcio y potasio), aminoácidos (lisina, leucina, metionina, fenilalamina, treonina, triptófano y valina) y un ácido graso no saturado, el 10-hidroxidecenoico (HDC) con propiedades antibacterianas y antifúngicas.

Así, en sus versiones sin azúcares añadidos, "supone el complemento perfecto para seguir una dieta sana y equilibrada gracias al enorme aporte de nutrientes, por lo que resulta muy útil para personas con problemas como la diabetes", subraya el doctor Isidoro Dujovne, secretario del Grupo de Educación Terapéutica de la Sociedad Española de Diabetes (SED) y especialista en Medicina Interna. Así mismo, destaca, "les ayuda a combatir uno de los síntomas más comunes, el cansancio".

|||

A favor En contra

0 comentarios
Producto riojanoSanidad PúblicaADER Febrero 23