Jueves 7 de Julio de 2022Actualizado 22:51

Sumisión química
El 14 de mayo de 2016

Tiempo de lectura: 02:30
|||

El 15M, bajo la mirada del bipartidismo

Miembros del PP y del PSOE narran cómo vivieron este movimiento, que, entre otros objetivos, buscaba acabar con la hegemonía de ambos partidos.

maria teresa antoñanzas y paco ocón

Rioja2

Derrotar al bipartidismo y romper el monopolio PP-PSOE fue una de las consignas del 15M, bajo el lema de "No nos representan". ¿Cómo se vivió eso en las filas de los propios partidos implicados? ¿Lo vivieron como un ataque o tomaron nota? La senadora popular María Teresa Antoñanzas y el secretario de Organización del PSOE de La Rioja, Francisco Ocón, reconocen la influencia de este movimiento en la política actual, aunque critican que Podemos, heredero de estas ideas, dé lecciones de democracia.

José Luis Rodríguez Zapatero estaba en el poder cuando todo comenzó, en 2011 y en plena crisis económica. Es por ello que Antoñanzas considera el 15M como "un movimiento que canalizó el descontento de la población con el Gobierno socialista. Se destruía empleo de forma brutal -3,5 millones de puestos de 2008 a 2011- y España estaba con la sombra del rescate". 

Cinco años después, con un gobierno de Mariano Rajoy, "la situación ha cambiado bastante y gracias al esfuerzo de todos se han aplicado reformas y ahora se crea empleo". Esa es la conclusión que los populares sacaron de este movimiento. "Tomamos muy buena nota de esas propuestas y esas críticas. Si para algo estamos, es para resolver problemas y ahora España es un país que está creciendo", explica Antoñanzas.

También los socialistas prestaron atención a lo ocurrido en España hace cinco años, aunque su visión es bien diferente, ya que entienden el 15M como un movimiento gestado a raíz de la crisis, "la más profunda que ha tenido Europa desde 1929, que ha sido utilizada por ciertos sectores de la derecha para intentar recortar espacios del Estado del Bienestar".

¿AUTOCRÍTICA?

¿Queda espacio en ese análisis para la autocrítica? Ocón reconoce que "el PSOE cometió errores, como no saber resolver el tema de los desahucios". Además, reconoce que han cambiado cosas en su organización interna como la elección del secretario general por el sistema de primarias. "Alguna influencia ha tenido, negarlo es negar la realidad", admite.

En cambio, la necesidad de cambio que proclamaba el 15M es interpretada por Antoñanzas como la necesidad de un cambio de políticas. Y "qué mejor buena nota que tomar de este movimiento que darle la vuelta a la tortilla, creando empleo", recalca.

LOS HEREDEROS DEL 15M

Ambos personalizan gran parte del legado de ese discurso en el surgimiento de Podemos, quienes, para Ocón, no quieren romper el bipartidismo sino crear otro nuevo". El socialista reprocha a la formación morada que, tras canalizar el descontento de los ciudadanos, ahora mantenga un discurso que "se ha quedado vacío".

"Para Podemos, el eje izquierda-derecha había desaparecido y lo importante era el eje arriba-abajo, de la casta frente a la gente. Ahora ese eje ha quedado en el olvido", asegura Ocón, quien culpa a este partido de no haber llegado a un acuerdo de gobierno.

También Antoñanzas critica que Podemos "dé lecciones" cuando expulsan de su formación "a los que no comulgan con sus ideas y no han querido negociar para llegar a acuerdos de gobierno. Además, lo primero que incluyeron en un posible pacto fue ocupar el CNI", lamenta.

Y es que "el bipartidismo en sí no es bueno o malo, lo que es bueno o malo son las políticas y la forma en la que se las explicas a la gente", zanja el socialista.

 

 

|||

A favor 0 En contra 17

0 comentarios
Expo Alberto Corazón ParlamentoMercedes julio 22Balo el cielo de Logroño
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí