Rioja2

Lunes 11 de Diciembre de 2017Actualizado 23:46

El 5 de diciembre de 2017

Tiempo de lectura: 03:28

Consejos para evitar tener la tensión alta

Hay muchos productos que te ayudan a controlar la tensión alta.

Rioja2

Los médicos no se cansan de advertir que uno de los problemas más comunes en los seres humanos de hoy en día consiste en presentar unos niveles de tensión verdaderamente elevados, aspecto que puede derivar en contratiempos de salud de considerable gravedad si no se pone remedio a dicha situación.

En la actualidad existen multitud de productos para controlar tu tension que prácticamente al instante te indican la presión arterial. En caso de que el valor aparecido en la pequeña pantalla del dispositivo sea alto conviene actuar rápidamente aplicando los consejos que leerás a continuación con el objetivo de disminuir los niveles e impedir que en un futuro vuelvan a estar tan elevados.

La alimentación es uno de los aspectos clave a la hora de mantener la tensión a raya. Los profesionales de la salud coinciden en afirmar que entre las recomendaciones más importantes se encuentra la de reducir la ingesta de sodio, disminuyendo para ello el consumo de sal en las comidas tratando de no añadírsela a los platos preparados por uno mismo y evitando en la medida de lo posible la adquisición de los famosos precocinados cuyos ingredientes no son los más apropiados en este sentido.

Aquellos pacientes que han pasado a mantener una dieta sana, equilibrada y baja en sodio han experimentado una considerable reducción de su presión arterial y, por ende, la tensión pasó a presentar una mejoría muy trascendente, incrementando su bienestar y la calidad de vida gracias a la ingesta de alimentos variados y que no afectan negativamente a un aspecto tan importante para la salud de los seres humanos.

Adicionalmente el hecho de procurar por la alimentación es un paso fundamental a la hora de mantener al sujeto en cuestión en su peso ideal, factor que también incide en la tensión. En diversos estudios médicos se ha hecho patente una disminución de la tensión arterial conforme el individuo iba perdiendo kilogramos.

En este sentido es aconsejable controlar las dimensiones de la cintura. El típico flotador abdominal suele ser indicativo de que la persona puede estar padeciendo hipertensión, aspecto que es corregible no solamente con los consejos comentados hasta el momento, sino también con otras recomendaciones de gran relevancia.

Y es que practicar deporte regularmente es uno de los mejores métodos para impedir que la tensión alta vuelva a florecer. Los resultados positivos comienzan a hacerse patentes a las pocas semanas tras empezar la rutina de ejercicio físico que no tiene por qué ser de gran desgaste. De hecho, una actividad moderada es suficiente para que los niveles de presión arterial vuelvan a la normalidad con la correspondiente mejoría en lo que a la salud del paciente se refiere.

Sean cuales sean tus capacidades físicas no conviene que te vuelques en cuerpo y alma solamente un día o dos a la semana llevando a cabo toda la actividad en poco tiempo, puesto que ello incluso podría ser perjudicial acarreando lesiones y otros contratiempos. Para conseguir resultados óptimos es aconsejable distribuir las sesiones de deporte o de otro ejercicio cardiovascular a lo largo de toda la semana, manteniendo una regularidad gracias a la que la tensión podría verse reducida en gran medida.

En lo que a la ingesta de alcohol se refiere conviene prestar mucha atención a las cantidades. La popular frase que afirma que una copa de vino puede ser beneficiosa para el ser humano no se aleja de la realidad, afectando positivamente a algo tan importante como la presión arterial. Por el contrario, excederse en demasía sí perjudica gravemente al sujeto en cuestión. En caso de que seas abstemio las pocas ventajas derivadas de comenzar a beber alcohol son muy inferiores respecto a las adversidades producidas por dicha acción, así que es mejor decantarte por otros métodos mucho más saludables.

Es el caso de evitar el sometimiento a situaciones de mucho estrés. Ciertamente dicho consejo es uno de los más difíciles de aplicar, puesto que para los estudiantes, trabajadores e individuos en general que forman parte de la sociedad actual es verdaderamente complicado mantenerse al margen de conflictos, nerviosismo y problemas.

Sin embargo, conviene hacer todo lo posible para reducir los niveles de estrés, ya que ello afecta directamente a la tensión disminuyéndola de forma considerable. Para tal fin una buena recomendación consiste en acudir a sesiones de yoga que resultan placenteras y muy relajantes, logrando que con ellas te invada una sensación de bienestar alejando el estrés de tu cabeza.

Poniendo en práctica los diversos consejos que han sido descritos conseguirás que la tensión alta pase a ser historia, debiendo cerciorarte periódicamente de ello con la ayuda de un tensiómetro. De esta manera dejarás atrás los síntomas producidos por la hipertensión, tales como las molestas palpitaciones y los peligrosos mareos que si tienen lugar conduciendo o estando de pie pueden llegar a ser fata

 


A favor 1 En contra 0

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí