Viernes 9 de Diciembre de 2022Actualizado 21:58

El 28 de abril de 2018

Tiempo de lectura: 03:39
|||

Con el deber cumplido

El BM Logroño aparca la Asobal con victoria ante Puente Genil, 30-25, para centrarse en la Copa del Rey.

Chiuffa, del BM Logroño, ante Puente Genil

Rioja2

Victoria 30-25. A estas alturas la brillantez pasa a un segundo plano. Hay que ganar, a poder ser de manera cómoda. Más o menos se cumplió con lo previsto, ya que se venció a Puente Genil, se sumaron dos puntos que dejan, momentáneamente, al BM Logroño tercero en Asobal a falta de dos jornadas y hay tiempo para pensar en la Copa del Rey aparcando la competición liguera siendo conscientes de que la plaza europea está casi conseguida.

Ante el cuadro cordobés, los riojanos apelaron a su buena defensa, a las paradas de Krupa y a su buen hacer, por momentos, del juego ofensivo. Todo iba mejorando hasta el 20-12, nada más arrancar el segundo tiempo. A partir de ese instante, quizá por la adelantada defensa rival, el conjunto franjivino estuvo más espeso. No hubo dudas en el Palacio, aunque con el 24-20 apareció el runrún. Duró poco, en cuanto Ángel Fernández, poco activo durante la primera mitad, apareció para resolver la contienda. Jota González no se la jugó y mimó a Del Arco, con molestias en la rodilla. Paredes tuvo muchos minutos, también Montoro. El primero comenzó asumiendo lanzamientos y fue bajando sus prestaciones. El zurdo necesita ritmo para ayudar a los suyos en la Copa del Rey.

De hecho, con el getxotarra como finalizador y con Kukic de asistente para Kusan arrancó el BM Logroño. Más o menos convincente en ataque pese a alguna parada de Oliva. En el otro lado, también Krupa se lucía pese a que el Ángel Ximénez exhibía, por momentos, buenas combinaciones ofensivas. La igualdad era patente con el añadido de que los franjivinos se colapsaron, cinco minutos en blanco, tras el 3-2.

A partir del minuto 11, el cuadro de Jota encontró algo de continuidad en la defensa, donde Miguel Sánchez-Migallón y Garabaya lideraban, lo cual se acusó en el marcador. Precisamente el pivote asturiano, en una transición, daba una pequeña ventaja a los riojanos mediado en el primer tiempo, 9-6. Kukic acaparaba el protagonismo con dos goles seguidos para obligar a Julián Ruiz a pedir tiempo muerto con el 11-7. Puente Genil sufría una exclusión, pero los locales, para variar, no se sentían cómodos en las superioridades. Así que no hubo efecto.

El BM Logroño seguía a lo suyo. Había intensificado su defensa y a los cordobeses les costaba más encontrar el gol, aunque Muñoz y Moreira, demostrando sus virtudes en los seis metros, daban algo de luz a los visitantes que empezaban a acusar las exclusiones de Revin y Costa. Kusan dejaba el 16-11. Moyano replicaba y Ángel Fernández, al contragolpe, cerraba el primer período con el 17-12.

No quiso problemas el equipo logroñés y saltó al parqué convencido de finiquitar la contienda cuanto antes. Parcial de 3-0 basado en tres paradas de Krupa y los goles de Muñoz (dos, uno desde los siete metros) y Castro. El 20-12 lucía en el Palacio. Y eso que Julián Ruiz buscó la manera de frenar el ataque franjivino adelantando su defensa unos metros, evitando el recorrido de la primera línea del BM Logroño.

Sin embargo, Puente Genil le devolvía el parcial, 0-3, con Vázquez al mando de las operaciones ofensivas. Se colapsaba el bloque local y Jota colocaba dos centrales, Castro y Kukic, para perforar a los cordobeses. Tranquilidad relativa  después de que Ángel acabara con delicadeza para dejar el 22-16 con más de quince minutos por delante. Pero no terminaba de cogerle el aire el BM Logroño a lo que le proponía su adversario.

Puente Genil creía. Se convencía de que era posible dar un susto. Jota lo vio, así que utilizó la cartulina verde con el 24-20 a 11 minutos de la conclusión. Ángel Fernández, con dos tantos (una a la contra y otro desde el extremo) daban aire; 26-20. Eso parecía. Moyano y Vázquez veían el camino libre para forzar a un BM Logroño que lo tenía hecho y que no acababa de finiquitar. Miguel Sánchez-Migallón, desde los 7 metros, daba crédito a los suyos con el 28-23 a falta de tres minutos.

Tiempo para el intercambio de goles entre Ángel Fernández y Rudovic para terminar 30-25. Es decir, dos puntos más. Tercero en Asobal, de momento hasta que que Granollers recupere el partido de esta jornada -próximo 8 de mayo ante Zamora-. Con dos de ventaja sobre los vallesanos y dos menos que Ademar. Ahora toca preparar la Copa del Rey que arrancará el viernes.

FICHA TÉCNICA

BM Logroño: Krupa (p), Chiuffa (1), Garciandia (2), Kusan (3), Kukic (3), Paredes (4) y Ángel Fernández (7), siete inicial, Garabaya (1), Miguel Sánchez-Migallón (2p), Muñoz (4, 3p), Castro (2), Montoro (1) y Cadarso.

Ángel Ximénez Avia Puente Genil: Oliva (p) (1), Cuenca (1), Vázquez (4), Moya (2), Revin, Rudovic (4) y Muñoz (3), siete inicial, Jiménez (2), Moreira (3), Costa (2, 1p), Moyano (3), De Hita (p) y Bujalance.

Parciales cada 5 minutos: 3-2, 4-4, 9-6, 11-8, 14-10, 17-12 (descanso), 19-12, 20-15, 22-16, 25-20, 27-23 y 30-25 (final).

Árbitros: Antonio Merino Mori y Francisco Javier Moyano Prieto. Excluyeron al local Garabaya (mins. 27 y 46) y a los visitantes Rudovic (mins. 17 y 40), Revin (min. 21) y Costa (min. 25).

Incidencias: 1.200 espectadores en el Palacio de los Deportes de Logroño.

|||

A favor 1 En contra 0

0 comentarios
Planes de Igualdad CCOOCPAER EcomercadoActual 23Plan de Transformación 6xxxCSIF nov-dicAgenda 2030Amigos de la Tierra concurso cortosAyto online OMIC
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí