Sábado 4 de Diciembre de 2021Actualizado 12:23

El 19 de mayo de 2021

Tiempo de lectura: 05:35
|||

Primera final superada con éxito

La UD Logroñés logra una victoria importante 1-0 ante el Fuenlabrada para salir del descenso.

Medina, de la UD Logroñés, ante el Fuenlabrada

Rioja2

Era el día que había que ganar… y se hizo. Sergio Rodríguez dio con la tecla para que su equipo se activara en el primero de los tres (probablemente dos, Fuenlabrada y Las Palmas, obviando un poco el enfrentamiento ante el Almería) duelos vitales para mantener la categoría. La responsabilidad, la tensión y los nervios se acusaron durante casi una hora, pero la UD Logroñés supo sacudirse de todo eso en el momento adecuado no sin antes haber sabido sufrir (Santamaría salvó a los suyos con un par de intervenciones). Las sustituciones (y los inventos como Olaetxea de central), en el momento fundamental, tuvieron su efecto para que el bloque empujara más, creyera en la victoria y fuera acercándose a Pol. Faltaba el gol, pero llegó. Los mejores futbolistas blanquirrojos entraron en juego (Paulino, Pacheco, Iñaki y Andy) y el 1-0 se instalaba en el marcador con un cuarto de hora para la conclusión.

Quince minutos, más cinco de añadido, que se hicieron eternos, pero en los que los logroñeses no perdieron el norte. Al revés, no se dedicaron a defender su área, tuvieron la capacidad para lograr que no sucediera absolutamente nada en el partido sin además sufrir, lo cual era muy positivo. Un centrochut que atajó Santamaría, con una sonrisa de oreja a oreja porque la situación estaba bajo control, y una última falta lateral fueron las únicas evidencias de que el triunfo se podía escapar. No fue así, se sumaron tres puntos de oro para salir del descenso y consumar el descenso del Albacete. Ya sólo hay que dejar a otros tres rivales por detrás. Por el momento, los riojanos totalizan 44 puntos por los 40 de Sabadell, 41 de Lugo y Castellón (tiene pendiente el choque ante el Zaragoza, 47, de este jueves), mientras que el Alcorcón sigue por delante con 45.

Sin embargo, la victoria deja algunas dudas para el duelo ante el Almería del próximo lunes, puesto que Paulino, Andy e Iñaki vieron este miércoles la quinta amarilla que les va a impedir estar en el campo de los Juegos Mediterráneos. Hay que añadir, a este respecto, que Bobadilla se retiró pese a jugar con una fascia rota (que Clemente no actuara invita a pensar que no está con el ritmo suficiente), por lo que la presencia del najerino estará en el aire. Bajas, a todas luces, importantes y que pueden mermar los recursos de un conjunto que parece jugarse la baza de la permanencia al enfrentamiento contra Las Palmas en la última jornada.

Sergio Rodríguez puso en escena su once de confianza a tenor de las ausencias, principalmente la del lesionado Iago López, de manera que Iñaki retrasaba su posición, mientras que Bobadilla recuperaba su lugar en el once. En la medular, Petcoff era el socio de Andy, dejando en los costados el caracoleo de Paulino y la pausa de Pacheco, mientras que Olaetxea y Nano Mesa eran las referencias. De partida, la UD Logroñés intentó meter intensidad, apretar cuando el rival estaba de espaldas, para marcar el territorio. Sin embargo, el cuadro madrileño no se arredró y buscó sus opciones con balones al espacio a la espalda del central y el lateral.

En ese tipo de acciones sufría el cuadro blanquirrojo. En concreto, los de José Luis Oltra lo intentaron primero con un saque de banda que le llegó a Fuentes, que chutó arriba dentro del área. Acto seguido, era Borja Garcés el que dejaba en evidencia a los centrales gracias a su velocidad, ya que ganaba en carrera para presentarse ante Santamaría, el cual desvió en primera instancia y después blocó el rechace del mismo jugador. Los riojanos, con el susto en el cuerpo, necesitaban coger aire y la mejor manera pasaba por enfriar el duelo y combinar con algo de continuidad.

Merced a eso, se arrimó al área contraria cuando el envío de Medina se le fue largo en el control a Paulino impidiendo el correcto remate ante Pol y un defensor, que blocaba el tiro. Pero, de nuevo, Borja Garcés era una amenaza con espacios y volvía a retar, algo escorado, a Santamaría con un tiro que se marchó por encima del larguero. Apenas media hora de juego y el Fuenlabrada se mostraba más desinhibido que su oponente, algo tenso con el balón, nervioso en los despejes y con poca presencia en campo ajeno.

Probablemente, el bloque logroñés requería de algo que le animara. Olaetxea, con un preciso control con la izquierda, entrando en segunda línea tras un centro lateral de Iñaki, puso la mecha, pero no terminó de encenderse. De hecho, el remate del vasco, con un golpeo defectuoso, y posterior córner favorable no gozó de continuidad. En este sentido, Santamaría, con una buena mano abajo, volvía a evitar el tanto después del primer córner de los azules tras el tiro de Mula.

La segunda mitad comenzaba con más control (se intentaba) de los riojanos y con la sustitución de un tocado Bobadilla, a los tres minutos de la reanudación, por Roni, reubicando a Olaetxea como central, demarcación que nunca antes había jugado en el cuadro blanquirrojo aunque sí en su época del Real Unión. En el terreno de juego, el Fuenlabrada insistía con un remate de cabeza, tras córner, de Fuentes y otro posterior de Borja Garcés.

El técnico logroñés, ante esta tesitura, refrescaba más pronto de lo habitual sus piezas, poniendo en escena a Leo Ruiz y Sierra por un desdibujado Nano Mesa y un Petcoff, que será titular en Almería ante la sanción por cartulinas de Andy. Aunque los locales estaban algo mejor, faltaba llegar hasta Pol para que el bloque madrileño reculara. Gracias a un centro medido de Iñaki, buena disputa del colombiano en el segundo palo y el remate, de aquella manera, de Roni que casi encuentra el premio la UD Logroñés fue a más.

Pacheco aparecía para elaborar, mientras que Medina probaba desde lejos con el primer tiro entre los tres palos en el minuto 65. Además, el bilbaíno participaba estirando a los suyos por el perfil diestro, mientras que el capitán, con un centro tenso, hacía lo propio desde la izquierda. Ahora sí se veía a un equipo que buscaba hacer daño a un rival que metía dos cambios para variar la inercia que estaba tomando el encuentro. Pese a ello, los anfitriones empujaban y la recompensa vino tras un saque de banda en banda derecha, envío de Paulino, despeje de la zaga visitante, balón que le llega a Pacheco el cual abrió para que Iñaki la pusiera por abajo para que Andy, con precisión y potencia, superara a Pol.

Un cuarto de hora por delante para seguir con vida en esta Liga SmartBank. El principal error podía ser dar un paso atrás y aguantar las posibles embestidas de los de Oltra. Por eso, la idea tenía que ser continuar con lo que está dando resultado y, sobre todo, no cometer ningún error. Un saque de esquina, un centrochut y una falta lateral con la que se cerró el partido fueran las únicas opciones del Fuenlabrada para buscar unas tablas que, todo hay que decirlo, tampoco ambicionaron en demasía. Mucho mejor.

Ficha técnica

UD Logroñés: Santamaría; Medina, Álex Pérez, Bobadilla (Roni, min. 49), Iñaki; Paulino, Andy, Petcoff (Leo Ruiz, min. 56), Pacheco (Rubén Martínez, min. 91); Olaetxea y Nano Mesa (Sierra, min. 56).

Fuenlabrada: Pol; Iribas, Pulido, Dieguez, Glauder; Jano (Amigo, min. 86); Pol Valentín (Juanma, min. 80), Cristóbal (Espinosa, min. 80), Fuentes (Kanté, min. 68), Mula (Feuillassier, min. 68); y Borja Garcés.

Gol: 1-0, min. 75: Andy.

Árbitro: Gorka Sagués Oscoz (Comité Vasco). Amonestó a Paulino (min. 45+3), Andy (min. 53), Roni (min. 60) e Iñaki (min. 82), por la UD Logroñés, y a Fuentes (min. 55), por el Fuenlabrada.

Foto: LaLiga.com

|||

A favor 8 En contra 9

Consejo Regulador DOC RiojaFamilias de AcogidaConvivencia escolarPremios DDHHTeatro Bretón ENTRECOPAS
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí