Rioja2

Miércoles 18 de Julio de 2018Actualizado 18:33

Crónicas de Nájera
El 12 de febrero de 2018

Tiempo de lectura: 02:02

¿No puedes más con tus deudas? ¿Qué está pasando con la Ley de Segunda Oportunidad?

Alba Ojeda

Hace tiempo que se habla de unificar y crear una normativa europea de segunda oportunidad, pero la realidad de su aplicación en los distintos países está siendo muy desigual. La comisaria de Justicia y Consumo en la Comisión Europea, Doña Vera Jourová está estudiando la posibilidad de adoptar una nueva legislación para todos los países miembros sobre normas de insolvencia para empresas y familias. Esta nueva ley serviría de segunda oportunidad ante una insolvencia, especialmente personal.

Desde julio de 2015 existe en España el Decreto ley de 'segunda oportunidad' que facilita la negociación extrajudicial entre acreedor y deudor para evitar que la persona tenga una deuda de por vida. Para la Unión Europea, la normativa española es un avance, pero pide un mayor impulso a la capacidad administrativa y judicial para gestionar los casos de insolvencia.

“El espíritu de la Ley es ayudar a las personas que lo necesiten y demuestren su insolvencia, a salir de la economía sumergida y empezar desde cero sin deudas”, pero la realidad es que la mayoría de personas endeudadas desconocen la existencia de esta Ley de Segunda Oportunidad, que establece los mecanismos para que las personas físicas, sean particulares o empresarias, que no son capaces de hacer frente a las deudas contraídas, puedan solicitar un acuerdo de pago con los acreedores.

Para ello, hay que rellenar un formulario que está aprobado por el Ministerio de Justicia, solicitando un “Acuerdo extrajudicial de pagos” (que se ha de realizar ante notario para dejar constancia de haberse intentado), y cuya primera consecuencia ha de ser la paralización de las ejecuciones que puedan existir sobre su patrimonio.

En esta fase prejudicial se designará un “mediador concursal” que se encargará de convocar a todos los acreedores para negociar una propuesta de acuerdo o plan de pagos, que puede llegar a ser con una espera de 10 años y una quita que en la práctica puede ser sin límite o con porcentajes de incluso el 90%.

Si el mediador concursal no consigue aprobar ningún acuerdo extrajudicial con los acreedores, se deberá solicitar ante el juzgado la declaración de concurso consecutivo, cuya principal novedad es que, cumpliendo determinados requisitos, el deudor puede solicitar al juez que le sean condonadas las deudas, de tal forma que si prospera quedará exonerado frente a los acreedores y en definitiva se habrá conseguido la finalidad que la propia ley busca, y que no es otra cosa que dar una segunda oportunidad real a las personas físicas que básicamente y como consecuencia de la crisis estaban endeudadas de por vida.

Hay que tener en cuenta algunos aspectos esenciales como que el deudor no tenga condenas judiciales firmes por delitos económicos y que actúe de “buena fe”’, además de que el pasivo total del deudor tiene que ser inferior a los cinco millones de euros. Como puede usted comprobar, requisitos que un elevado número de personas con deudas acumuladas pueden cumplir.



0 comentarios
Alba Ojeda
Abogada economista, logroñesa, amante de mi tierra, de la justicia, y de las preocupaciones de los ciudadanos en general. Defensora de sus derechos y su economía. Desde este blog, me gustaría ayudar a la gente a conocer lo que puede hacer desde un punto de vista jurídico, en defensa de sus intereses.
Archivo:
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí